Gino Morero

Hoy, en la segunda entrega de esta nueva sección, es el turno del treslomense Gino Morero, quien actualmente se encuentra jugando en Sarmiento de Junín.

Desde hace tres años y medio que está en Junín, jugando para Sarmiento, el equipo más importante de la ciudad. Con 19 años, ya pasó por sexta, quinta, cuarta y reserva, jugando actualmente en el equipo de la cuarta división como volante central.

Hizo inferiores en unión Deportiva y en Atlético Argentino (dos años), siendo en el elenco pituco donde logró debutar en primera división. Tras jugar pocos partidos en la primera de nuestra Liga, se dio su paso al fútbol de AFA.

“Tenemos una rutina bastante agitada. Entrenamos de lunes a viernes y jugamos los sábados, a veces hacemos doble turno, y hemos llegado a hacer entrenamientos de cuatro horas”, menciona Gino con respecto al día a día que vive en Junín.

Teniendo en cuenta que lo conseguido por Gino ya es destacable, él no se conforma con eso; “Mi objetivo a corto plazo es poder volver a encontrar un lugar en reserva, para poder afianzarme y así poder aspirar a llegar a la primera división”.

Si bien está conforme con su vida en Junín, no deja de recordar a Tres Lomas y a todo lo que extraña de su pueblo, tanto lo futbolístico como lo afectivo;

“Hablando de lo afectivo, obviamente se extraña mucho a la familia y a los amigos, a quienes trato de verlos cada vez que puedo. El apoyo de la gente querida es fundamental, yo tengo la suerte de tener una gran familia, que me apoyó siempre y que fue mi sostén en los momentos difíciles”.

“De La Liga extraño mucho. A mí me tocó jugarla de muy chico, lo que permitió tener un roce que me sirvió para poder llegar a donde estoy. El día a día de La Liga lo sigo todo lo que puedo, porque me gusta estar al tanto de los resultados y tengo muchos amigos jugando. Cada vez que voy a Tres Lomas intento ir a la cancha, a ver a Unión obviamente, es algo que disfruto mucho”.

Para finalizar, Gino nos deja un mensaje para todos los chicos que hoy juegan en inferiores y que sueñan con poder llegar a lo más alto con el fútbol; “Es importante concientizarse en que no hay límites. El ambiente del fútbol es algo muy lindo. El esfuerzo y la dedicación es la calve de todo, con eso podes lograr todo lo que te propongas. El fútbol no es solo un deporte, también se aprenden muchos valores que te enseñan a ser mejor persona”.